PARALISIS DEL SUEÑO (ACTUALIZADO)

Cuando uno está a punto de dormir y se da cuenta que no se puede mover, que tal vez está a punto de morir si es que no logra levantarse, entonces se tiene Parálisis del Sueño.

Para comprender la Parálisis del Sueño, tenemos que saber que no solo somos este Cuerpo Físico. Según la anatomía esotérica, tenemos otros cuerpos sutiles y uno de ellos es el Cuerpo Astral. Este es de naturaleza energética y está "compenetrando al Cuerpo Físico". 

Es con este cuerpo, con el que experimentamos los sueños. Cada noche cuando dormimos nuestro Cuerpo Astral, sale a la Quinta Dimensión, también llamado Mundo astral, o Mundo de los Sueños, allí experimenta, frustraciones, miedos, placeres, ambiciones, planes, etc., en síntesis: sueña. Cuando este cuerpo abandona nuestro Cuerpo Físico, no nos damos cuenta debido a nuestra inconsciencia. 



Hay muchos síntomas y procesos de los que somos inconscientes cuando entramos en el sueño profundo: la Parálisis del Sueño es uno de ellos.


La parálisis del sueño se da cuando de alguna manera, estamos conscientes de que nuestro Cuerpo Astral va a dejar el Cuerpo Físico. Cuando el Cuerpo astral ya esta listo para salir, nuestro Cuerpo Físico ya esta en una etapa avanzada rumbo a la inconsciencia. La conciencia que experimentamos, es la del Cuerpo Astral. Por eso es que podemos ver, oír, pero no, movernos. Tal vez con mucho esfuerzo logremos mover los brazos o las piernas, pero luego, nos daremos cuenta que no hemos movido nada, porque nuestras piernas siguen en el mismo lugar. Estamos tan identificados con nuestro Cuerpo Físico que no entendemos que podemos SER, sin él. 

Si en esos momentos, nos relajamos  un poco, conservamos la serenidad y no luchamos por despertar, notaremos que podemos mover por ejemplo, los brazos y las piernas con facilidad, pero no son los brazos y las piernas del Cuerpo Físico. Notaríamos que podemos ver, pero que nuestros ojos físicos están cerrados. Si esto se da, cabe preguntarse ¿Con que ojos estamos viendo? ¿Qué brazos y piernas estamos moviendo? Hay una sola respuesta, esos sentidos y movimientos corresponden a nuestro Cuerpo Astral. Si aun nos relajamos mas, y nos abandonamos al sueño sin perder la Conciencia, y de pronto nos levantamos decididamente, estaremos en el Mundo Astral conscientes, estaremos en el Mundo de los Sueños, despiertos, el problema de la Parálisis del Sueño habrá terminado.

Si tienes parálisis del sueño, no estas enfermo, no tienes un tumor en el cerebro, no estas loco ni paranoico, ni esquizofrénico: estás siendo testigo de cómo cada vez que te vas a dormir tu Cuerpo Astral sale a la Quinta Dimensión.


PRACTICA:
La próxima vez que te de un episodio de Parálisis del Sueño puedes hacer lo siguiente.
- Cuando sientas que no puedes moverte, no te preocupes, no te alteres, no te pongas nervioso, nada malo te va a pasar.
- También puede ser que en esos momentos sientas un fuerte sonido agudo en el oído. También puedes sentir que los sonidos exteriores se amplifican: eso es normal, no está pasando nada malo.
Sea cual sea la situación que estés viviendo, por rara que parezca, no pierdas la serenidad.
- Respira suavemente, tranquilízate, no te muevas, no luches, respira lentamente, relájate.
- Ahora abandónate al sueño. Si el sonido esta allí, este seguramente se amplificara mucho y se hará más agudo, no tengas miedo es normal, estas siendo consciente de cómo tu Cuerpo Astral esta a punto de salir. Ahora le vamos a dar una ayuda para que salga consciente.
- Abandónate al sueño pero no pierdas la Conciencia. Duérmete sin dormir. Probablemente sientas que te hundes en la cama, no tengas miedo. Entonces levántate como cualquier mañana. Sin pensarlo, levántate.
- Cuando te levantes puedes comprobar que estas en el Mundo de los Sueños dando un salto con la intención de flotar, si flotas, estas allí. Estas consciente, sabiendo que estas allí, ya no estas soñando.

Publicar un comentario
Comparte este Blog Share to Facebook Share to Twitter Email This Pin This Share on Google Plus
author
Ivan Guevara
Autor del blog Aprendiz de Mago y La Otra Realidad Conversaciones con Elam.